sábado, 7 de enero de 2017

HIGHLIGHTS + FETITXE. Kafe Antzokia. Bilbao. 2017-I-5.


Ostaiska GABIRIA

La cita de reyes en el Antzoki parecía lejana cuando comenzó a gestarse el pasado verano. Pero lo cierto es que llegó y pasó. Y lo hizo como un torbellino y con hechuras de noche histórica. HighLights presentaba su primer disco grande, "Shine On", y lo hacía con apoyo de Fetitxe. En una noche en la que el fútbol y Doctor Deseo parecían marcar el paso, ocho chavales de Arrigorriaga llenaron el Kafe Antzokia bilbaino desplegando un intenso repertorio de guitarras pesadas y riffs eléctricos. 



Hace más o menos seis años mi amiga Ostaiska y su pareja Jon Ibarra me hablaban de un grupo de chavales de Arrigorriaga con un nivel musical envidiable que hacían versiones hard rockeras allí donde les dejasen. Kiss y Guns N' Roses eran sus especialidades. Aquel comentario me hizo marcar virtualmente una alerta en mi mente. Cuidado, quizá pudiera salir algo de ahí, me dije. Son ya varios lustros en los que el rock no está en la portada mental de nadie y es complicado que cuatro jóvenes se enrolen en la impopular aventura del rock n' roll. El mero hecho de que unos adolescentes se subieran a un escenario a montar bulla con sus guitarras tratando de emular a Axl Rose y a Slash ya merecía un hueco en el espacio que mi cerebro destina a respetar hechos, actitudes y aptitudes.

Paralelamente en el espacio tiempo, una fría noche de invierno mis alcoholizados huesos fueron a parar al Gaztetxe de Dima. Allí había unos chavales marcándose unas vigorosas versiones de Metallica y Ozzy Osbourne, entre otros. No acierto a situar este encontronazo antes o después de la primera mención a aquellos chavales de Arrigorriaga pero lo cierto es que no relacioné una cosa con la otra hasta unos años después.

Llegó el Villa de Bilbao de 2014 y en las escuchas que definirían la semifinal había una banda que destacaba por encima de todas. Por fin, HighLights, estaban frente a mí con su formación definitiva y con tres canciones que hacían esperar algo grande. Curiosamente, HighLights compartió escenario con The Wizards en las semifinales del certamen bilbaino y como ya había ocurrido un par de años antes con Quaoar y Neila, ambos pasaron automáticamente a la final. En una final espectacular, la mejor que yo he vivido nunca en más de diez años como jurado, The Wizards se llevaban el primero premio tras tres o cuatro desempates fallidos, y HighLights se llevaban el segundo premio y la oportunidad de actuar en el Azkena Rock Festival.

Paralelamente a esta línea argumental, Jon Ibarra se había juntado con otros tres músicos de Arrigorriaga para formar una banda de rock, aunque lo más probable es que en sus cabezas aquello iba a ser una banda de stoner. Nacía Fetitxe en un cobertizo de Altamira, Zaratamo, que definitivamente miraba de frente a Arrigo.

Mientras HighLights hacían su brillante camino, Fetitxe quemaba sus etapas como banda con la inteligencia y la ética de trabajo como ejes principales de su lucha guitarrera. Un buen día, Fetitxe también estaban en las escuchas del Villa metálico. Sufrieron para entrar en semifinales y, Arrigorriaga debe ser así, tras varios desempates se metieron en la fase de conciertos. En cuanto pisaron la madera que conforma el escenario de La Merced y atizaron al público con sus primeros riffs, mostraron sus credenciales. Podían estar en la final. Y estuvieron. Fueron segundos, como HighLights, y como estos, participarían en el Azkena del próximo año.

Para ese momento yo ya valoraba empadronarme en Arrigorriaga para intentar vivir de cerca lo que cojones sea que ocurra o vaya a ocurrir en ese pueblo en los próximos años. Solo que quiero demasiado a mi gris pueblo y mucho más a mi destartalado barrio, así que cuando quiera pasarme por Arrigo para ver qué se cuece, seguiré tirando de coche.

Sergio me habló de llenar el Antzoki presentando su primer disco grande, que no su primer gran disco porque eso ya lo habían grabado con "Storming the Gates", más o menos en verano. Y bien, aquello parecía muy lejano. Sin embargo, como todo en esta vida mientras la llama no se apague, la noche en el Kafe Antzokia llegó. Con algún contratiempo, pero llegó.

Fetitxe y HighLights contra la noche de reyes, el Athletic, el Barcelona y Doctor Deseo en Santana 27. No parecía un combate fácil. Pero la cosa salió y salió tan bien que los afortunados que estuvimos en el antiguo cine San Vicente podremos sacar pecho para el resto de nuestras vidas y decir, sí, yo estuve allí.


FETITXE



Fetitxe irrumpía en un Kafe Antzokia que mostraba ya un excelente aspecto a eso de las 22:10. Con casi una hora por delante, el cuarteto tenía la oportunidad de interpretar todas las canciones que conforman ese robusto "Distantzien artean". No fallaron. Ekain volvió a inundar el escenario, Aitz e Ibai se mostraron sólidos a las guitarras, sin alardes técnicos pero con valentía y pulcritud. Jon y si gesto serio y concentrado, siempre como un reloj. Contaron además con dos colaboradores de lujo. Mario de HighLights y Eneko Moby Dick aportaron emoción dedos y garganta para elevar la actuación de Fetitxe.

 Ostaiska GABIRIA

El año que le queda por delante a Fetitxe difícilmente podría ser más apasionante y con la sobriedad mostrada a lo largo de los cincuenta minutos que duró su actuación en el Antzokia la cosa promete. Además, conociendo un poco a estos tipos, con lo que van a trabajar de aquí al verano, probablemente en Mendizabala veamos otra banda, mejor, más trabajada, más madura. Ahora, toca dsifrutar del momento y no dudarlo, si Fetitxe toca cerca de tu casa, no tienes nada mejor que hacer que ir a verlos.

HIGHLIGHTS
Tenía mucho curiosidad por ver como absorbía HighLights el desafío de ser la banda principal dentro de una noche en la que no quedaba otra que poner todas las cartas sobre la mesa. Ocurre que HighLights es un cuarteto que cree firmemente en su trabajo y que trabaja a destajo para defenderlo. Así que bastaron los primeros compases del concierto para saber que lo tenían todo controlado y que solo quedaba espacio para un gran espectáculo. Así que el rock n' roll fluyó por nuestras venas y rebotó sudoroso en las paredes de un abarrotado Kafe Antzokia. Sin ningún tipo de problema y con la banda totalmente entregada de principio a fin.


Ostaiska GABIRIA


Embelesados por la electrizante atmósfera que imperaba en el Antzoki, HighLights defendieron con éxito lo temas de su flamante "Shine On". Los puntos álgidos llegaron con "Traveller's Song", en medio de un acertado set acústico donde también sonaron "Changes", de Black Sabbath, y "Dancing in the Moonlight", de Thin Lizzy, y con "Waiting for the Dawn", dos de las mejores composiciones de "Shine On" que en directo crecieron lo suficiente como para obtener el empaque de clásicos.

Hubo otras dos covers, "Jumpin' Jack Flash", de los Stones, en el tramo inicial de la actuación, y la ya habitual "Shoot shoot", de UFO, que la gente coreó como parte de un legado emocional instaurado en el subconsciente colectivo. Además, de "Storming the Gates" sonaron especialmente bien, como siempre, "FASOS" y "Blixie Tombs", una auténtica delicia que sirvió para decir adiós.

2017 también será un año tremendamente activo para HighLights en su paso al frente. La presentación en sociedad de su primer larga duración difícilmente podía haber salido mejor, con todo un Kafe Antzokia repleto de un agradecido y entregado público. Ahora queda lo más difícil, seguir demostrando de lo que está hecho el cuarteto en situaciones menos favorables.

HighLights están llamados a algo grande en un universo, el del rock en pleno siglo XXI, en el que algo grande equivale a algo excesivamente pequeño. En un mundo justo HighLights llenarían el Antzoki pero también deberían vivir mejores cosas en su futuro próximo. Quien sabe si logrando organizar una exitosa gira propia, si participando en el Azkena Rock Festival por su propio pie o si obteniendo reconocimiento de público internacional. Lo único claro es que la rueda no debería pararse aquí. Nunca.

Como no debería pararse aquí nuestra escena, la de Bizkaia, en un momento en el que contamos con un puñado de bandas sobresalientes y repletas de juventud como Quaoar, Last Fair Deal, The Wizards, Dead Bronco, Rise to Fall, Neila, Mocker's, Fetitxe... La batalla continúa.

Izkander FERNANDEZ 
 

Ostaiska GABIRIA


No hay comentarios:

Publicar un comentario