martes, 21 de abril de 2015

Las 10 mejores canciones del grunge.


Si el término revolución es aplicable al rock n' roll, con el grunge asistimos a la última gran revolución del universo rock. Si es que el grunge existió como tal más allá de campañas publicitarias, discográficas y procedencias geográficas, significó el ariete que reventó las puertas del sistema discográfico establecido décadas atrás. El día que "Smell Like Teen Spirit" triunfó en la MTV los días del rock en los grandes medios comenzaron a estar contados. El camino hacia el agridulce underground actual estaba marcado.




La industria discográfica buscaba maximizar beneficios. Alargar su situación de poder dentro del negocio musical. Algo que curiosamente todavía intenta con respecto a las plataformas de streaming como Spotify. La historia se seguirá repitiendo hasta que la música se desvincule completamente de ellas.

En los últimos años ochenta y en los primeros noventa las grandes multinacionales de la época se gastaban cantidades ingentes de dinero en el trabajo de campo. Tenían a cazadores de talento pateándose las calles en busca de la próxima gran esperanza del rock. El paradigma clásico del final de trayecto fueron Guns N' Roses. La última gran banda del rock n' roll fue también la última gran banda reclutada por métodos tradicionales. Pero los gastos se disparaban. Primero había que pagar una red de cazatalentos, luego darles más pasta para que tratasen de que la situación de los músicos fuera lo más digna posible para ayudarles a crear en condiciones. Claro que, en buena parte de los ochenta, muchos billetes de dolar se fueron por el retrete teniendo en cuenta la filosofía destructiva del sexo, drogas y rock n' roll. Más pasta para grabar una maqueta que enseñar, más pasta para grabar, más para editar.... y luego estaba el riesgo de vender o no vender.

Es de suponer que hastiada por el trabajo y asfixiada por unos beneficios estancados o nunca suficientes, la industria trazó un plan maestro. El underground estadounidense estaba repleto de grandes bandas. En algunos casos con carreras contrastadas y con ventas más que decentes pese a no estar al amparo de las grandes dueñas del pastel. Además, la ética de trabajo era completamente diferente. Aquellas bandas grababan y progresaban sin el manto protector de una multi. Por una razón o por otra, el punto de mira acabó en Seattle. Nirvana a Geffen. Pearl Jam a Epic. Soundgarden a Polygram vía A&M Records. Alice In Chains en Columbia. Mudhoney, Tad y otros también en Seattle. Otros que fueron llegando: Stone Temple Pilots, Afghan Whigs, Screaming Trees, Paw.... Incluso se podrían escribir cientos de líneas sobre si Smashing Pumpkins o Blind Melon también podrían ser incluídos dentro de aquella oleada de bandas independientes puestas en la primera plana de los grandes medios de comunicación y el gran público.


Tampoco se trata todo de negar lo obvio. Para decirnos que realmente en Seattle no ocurrió nada o que la parte brillante de la historia del rock n' roll murió en los setenta ya existen snobs y talibanes suficientes en el mundo. Si no podemos referirnos a todo esto como grunge, lo haremos como rock presentado bajo otro envoltorio en la primera mitad de los años noventa. Como el último gran cambio que absorbió el rock and roll y su industria. Para muchos, para nosotros en esta web en parte, significó nuestro despertar. Muchas de las canciones que escuchamos y descubrimos a través de videoclips y emisiones radiofónicas se conviertieron en la banda sonora de nuestra adolescencia y juventud. Y por consiguiente, en la banda sonora original de nuestras vidas. 

A continuación puedes seguir las que, tras un duro debate, hemos elegido como las diez mejores canciones de aquellos años que nosotros entendemos como los años del grunge. Los criterios han sido básicos y austeros: no caer en la obviedad en la medida de lo posible, no repetir artista y dejarse guíar por el corazón. Así que estas son las diez mejores canciones del grunge según PRIDE OF THE MONSTER. Al menos, por hoy. Mañana la lista podría ser diferente. 

Como adelanto, este tema de Stone Temple Pilots se quedó fuera del top ten por poco. 






http://prideofthemonster.blogspot.com.es/p/10.html


              
                SIGUE EL TOP TEN:

No hay comentarios:

Publicar un comentario